Transmitir confianza y seguridad ante la cámara
Escrito por CursosonlinE21
Habilidades Comunicativas
cómo transmitir confianza y seguridad ante la cámara

¿Sabías que un solo gesto puede hundir todo tu mensaje y echar a perder tu credibilidad?

Transmitir confianza y seguridad ante la cámara es clave porque tus gestos, cuerpo y expresiones pueden silenciar, contradecir, afirmar o desmentir lo que dices con tus palabras.

Pero además, indican a tu audiencia si te apetece estar ahí o no. Si realmente te importa y estás preocupado por ella o tu atención está solo en ti, en el mal trago que estás pasando, en disimular tus nervios, o en tratar de recordar lo que has de decir, etc.

Y ¿Cómo lo percibe tu audiencia? Percibe en ti falta de seguridad y autoconfianza. En consecuencia se debilita tu credibilidad

Ya ves lo importante que es. Te la estás jugando cada vez que te pones ante la cámara o ante un público. Pero no te preocupes, saber expresarte con naturalidad, coherencia y seguridad se aprende fácilmente. 

Vamos a ver cómo.

Indice

¿Sabes cómo funciona el lenguaje no verbal y cómo lo usas?

El lenguaje no verbal es el primer lenguaje que aprendemos de niños, así que estamos hiper entrenados en detectar cualquier detalle. No se nos escapa nada.

También es el lenguaje de las emociones, por ello, aunque a primera vista nos pase desapercibido el gesto o la expresión de quien está hablando, sentimos la emoción que proyecta.

Esto es super importante porque determina la percepción que tiene la gente de ti. Tu audiencia percibe más del 70% de lo que expresa tu cuerpo y tu voz respecto a un 30% de las palabras que dices.

Imagina una persona que vende asesoramiento con su marca personal, por muy bien que tenga aprendido su discurso de venta, no le servirá de nada.

Con sus palabras está aportando una información que sabe ayudará a su audiencia (pero internamente piensa que no está a la altura) de inmediato pueden pasar varias cosas:  desvía la mirada en el momento de decirlo, hace un micro gesto con el rostro, o se coge de las manos con tensión (imperceptible para ella) de manera que dice una cosa, pero con su cuerpo expresa lo contrario. La audiencia percibe falta de seguridad. Lo que quita veracidad y credibilidad a sus palabras.

Ten en cuenta que si la manera en que te expresas no refuerza lo que dices, por mucho que tu te lo creas, tu mensaje no llegará a tu audiencia.

Puedes sentir mucha autoconfianza y no ser capaz de transmitirla.

Pero no te alarmes.

Existen expresiones y gestos corporales muy poderosos con los cuales puedes transmitir autoconfianza y seguridad ante la cámara o un público.

Vamos a ver algunos de ellos

La sonrisa: muestra de tu buena voluntad

A parte de generar empatía activando las neuronas espejo de tu audiencia, es una muestra de buena voluntad, de predisposición y conexión con tu público.

Cuando sonríes tu audiencia percibe que te apetece compartir con ella el momento y que aprecias su presencia.

Además, la sonrisa apacigua tus nervios. El cerebro no puede estar nervioso y calmado al mismo tiempo, así que cuando sientas hormigas en el estómago, sonríe.

Mirar a cámara es mirar a los ojos de tu audiencia

En una grabación, emisión en vivo o conversación on line es fundamental mirar a la cámara, es el equivalente a mirar a los ojos de la persona con la que hablas.

¿Verdad que cuando conversas con alguien y te mira a los ojos te transmite confianza? Pues ya sabes lo que has de hacer para ganarte la confianza de tu público. Mírales.

Es normal que dejes de mirar a cámara cuando estás pasando las diapos de una presentación pero como doy por hecho que conoces muy bien el contenido de la misma, no hay excusa para que expliques la presentación mirando a cámara y no ¡leyendo lo que pone en el texto!

Ojo si usas telepronter, es cierto que, por lo general, no se percibe a primera vista que estás leyendo, pero tu mente está en el texto y es muy fácil que te olvides de tu audiencia. Aunque no lo creas, las personas lo perciben, aunque sea a nivel subconsciente.

Mostrar que te importa tu audiencia se logra mirando a cámara. Verás como con un poco de práctica, te resulta de lo más sencillo.

Mostrar las palmas de las manos

Las manos levantadas y las palmas hacia afuera. Se interpreta como un gesto de amabilidad. Por eso saca las manos de los bolsillos, deja de sujetar el atril o sostener algún objeto, muestra tus manos y gesticula libremente con ellas para mostrarte más amigable.

Eso sí tus gestos han de ser coherentes con lo que digas de lo contrario despertarás desconfianza.

El lenguaje de las manos es fascinante. Con ellas puedes enfatizar, señalar, corregir, enumerar, llamar la atención, sorprender, y mucho más.

Mantener la espalda erguida aporta seguridad

Si tu espalda está encorvada lo que ve la gente es a alguien desgarbado, falto de confianza, cansado, vulnerable y débil. En el fondo no queremos rodearnos de personas así.

A todos nos estimula ver a alguien que muestra fuerza y energía porque nos aporta seguridad y confianza.

Tanto si estás sentado como de pie, tener la espalda erguida te ayuda a respirar mejor, y estar más tranquilo. Además, ahorras energía y te cansas menos.

Pisa el freno y practica el Slow

Evita hablar acelerado, y sobre todo muévete despacio. De lo contrario proyectas la imagen de ser una persona ansiosa.

Cuando una persona habla de manera rápida y entusiasta y nos interesa lo que dice, se crea en nosotros un estado de agitación, que percibimos positivamente porque nos energetiza.

Pero expresarte de esta manera conlleva un gran riesgo, si no eres un speaker profesional. Por un lado no es apropiado para cualquier tema, si el tema puede despertar emociones negativas ¡cuidado!

Estás en peligro de perder el equilibrio y cruzar la línea pasando a hablar de manera agitada. Recuerda que cualquier pensamiento fugaz puede hacerte perder el control, y es más fácil que lo pierdas si te acostumbras a hablar así.

Como resultado proyectas agitación y la se la transmites a tu audiencia.

Y ¿qué ocurre con el movimiento inconsciente de los pies o el desplazamiento y balanceo repetitivo? muestra que estás nervioso. Necesitas mantenerlos bajo control.

Practica el slow, porque los movimientos pausados son característicos de personas con un alto nivel de confianza.

¿Ves como no es tan complicado?

Asegúrate que tu cuerpo acompaña a tu lenguaje verbal.

Tu capacidad de persuasión aumentará y ejercerás una influencia positiva en tu audiencia. Que te percibirá como una persona fuerte y segura de sí misma, alguien en quien confiar.

Qué posturas y expresiones de poder conoces

Te leo y respondo.

Sígueme en mis redes sociales y recibe regalos y contenidos de tu interés

Susana Cabrero

Fundadora Escuela da el Salto

Vocación por enseñar. Más de 15 años ayudando a emprendedores, profesionales y empresas a mejorar sus habilidades comunicativas, crear estrategias de contenidos y optimizar su comunicación visual. ¿Quieres que trabajemos juntos en tu proyecto, negocio o marca personal?

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Susana Cabrero

_______

            Fundadora EDES               Escuela Da el Salto

Vocación por enseñar. Más de 15 años ayudando a emprendedores, profesionales y empresas a mejorar sus habilidades comunicativas, crear estrategias de contenidos y optimizar su comunicación visual. ¿Quieres que trabajemos juntos en tu proyecto, negocio o marca personal?

Escuela Da el Salto | EDES © 2020 Susana Cabrero. Todos los derechos reservados